GRAFOLOGÍA: CADA LETRA DA UNA INFORMACIÓN DIFERENTE

0
631

Esta claro, según hemos venido informando, el hecho de que cada letra se adentra en aspectos distintos de la personalidad. Por ello hoy nos vamos a centrar en una letra que llama mucho la atención, a pesar de su simpleza.

Siempre, en cada charla, curso, conversación…, me preguntan ¿Qué quiere decir el punto de la “i” en forma círculo? Es curioso comprobar que con un simple “punto” cada persona adopta formas diferentes sin ser consciente de ello, porque además de hacerse en círculo se pueden encontrar otros variados modelos que iremos viendo.

En el punto de la “i” vemos el grado de atención y precisión; Esto si advertimos que está hecho siempre en el mismo lugar y de la misma forma. Pero además hay otras características importantes que vamos a valorar.

  • Importa, para empezar, el momento de hacerlo y la continuidad del mismo:

Si se hace justamente después de hacer la letra a la persona le gusta terminar las cosas y no volver a repasarlas. Le gusta vivir el presente.

Si lo hiciera después de terminar toda la palabra Tiende a repasar y volver otra vez sobre lo ya hecho (Suele mirar si cerró el agua, la luz, la puerta del coche…).

Unido a la letra siguiente nos indica que hay dinamismo, racionalización de los esfuerzos y sobreactividad cerebral.

Cuando no se pone nunca nos habla de pereza, ganas de llamar la atención y dejarse llevar por el ambiente.

Si se pusiera unas veces sí y otras no la persona sería olvidadiza y un tanto despistada (Puede olvidar fechas importantes, el paraguas o la cartera en el autobús etc.)

 

  • También hay que tener en cuenta la situación en el espacio:

Cuando se hace alto hay una tendencia al idealismo. La persona es entusiasta y optimista. Pero el exceso de altura nos puede indicar una tendencia a huir de la realidad y el idealismo podría rayar en misticismo.

La altura normal nos habla de equilibrio entre el idealismo y el materialismo.

Si estuviera bajo nos indicaría que hay una tendencia al materialismo;  La persona será realista en sus apreciaciones.

Si estuviera caído, incluso por debajo de la letra se da cierto grado de tristeza, decaimiento y pesimismo.

Cuando se sitúa a la izquierda la persona se muestra indecisa, insegura, prudente, reflexiva (Algo que le frena en la realización de nuevas empresas)  y un tanto introvertida.

Si tuviera una posición centrada hay dominio de sí mismo, reflexión positiva de planes y proyectos. Equilibrio entre introversión y extraversión.

Situado en la derecha lo ponen las personas decididas, extravertidas e impacientes que acometen el trabajo con empuje y entusiasmo.

 

  • Y, como no, vamos a analizar las distintas formas que puede adoptar:

Con forma angulosa pinchando hacia arriba  habla de dureza, profundidad, terquedad, reserva y energía. Si estuviese pinchando hacia abajo tendencia a la oposición, intransigencia, superficialidad y extraversión. Pinchando hacia la izquierda irritabilidad, mal genio, persona sufridora. Si pinchara hacia la derecha habría también irritabilidad, mal genio y cierta agresividad.

Con forma curvada convexa nos habla de fantasía, suavidad, terquedad, obstinación e introversión. Pero si estuviera curvada con forma cóncava fantasía y oposición al medio.

Pero ese punto muchas veces se copia y por ello se pondrá unas veces sí y otras no, además de ser muy bien dibujado, sin naturalidad. Esto sucede cuando se ha copiado a alguien a quién se admira (Muy habitual en la adolescencia) Hay deseos de llamar la atención y de ser original.
Con forma de círculo
: Siempre que se hagan formas complicadas se da una tendencia a complicar lo sencillo y hacer mucho esfuerzo para poco rendimiento. Suele haber una huída de la realidad y ciertas tendencias místico-religiosas.

Cuando se hace espontáneo, natural, ágil, indica que hay una tendencia a elaborar con la mente. Mucha imaginación y divagación mental. Búsqueda a veces exagerada de hacer cosas nuevas y diferentes a los demás.

Con forma de acento indica que hay vivacidad de reflejos materiales o intelectuales. Mente ágil. Si fuera vertical totalmente veríamos deseos de autoafirmación.

Siempre que se vean forma raras, de cualquier tipo (Podría haber una cruz, una flor o cualquier otro símbolo) hay que recordar que es demasiado esfuerzo para algo tan sencillo como un punto y por ello hay pérdidas de tiempo, mucho esfuerzo para poco rendimiento, infantilismo, snobismo y en cierto modo excentricidad o deseos de llamar la atención.

 

Hoy hemos visto la importancia de algo que siempre pasa inadvertido, de no ser que se exagere o se haga de forma poco convencional. En esos casos sería en realidad cuando adquiriese algo de protagonismo porque llamaría la atención a simple vista.

 

Carmen Belda García-Fresca

Ana Mª López Belda

CENSPIGRAF PSICÓLOGOS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here