LIFTING FACIAL

0
15

CON LA EDAD, EL EFECTO DE LA GRAVEDAD Y LA EXPOSICIÓN SOLAR PROLONGADA E INTENSA, LA PIEL Y LOS MÚSCULOS DE LA CARA PIERDEN EL TONO NORMAL Y SE DESCUELGAN, APARECIENDO PLIEGUES Y ARRUGAS QUE PROVOCAN EL ENVEJECIMIENTO FACIAL. SI BIEN EL LIFTING FACIAL, TÉCNICAMENTE LLAMADO RITIDECTOMÍA NO PUEDE DETENER EL PROCESO DE ENVEJECIMIENTO, SÍ PUEDE “RETRASAR EL RELOJ”, MEJORANDO CON ÉL LOS SIGNOS MÁS VISIBLES DEL ENVEJECIMIENTO MEDIANTE EL RETENSADO DE LA PIEL Y LOS MÚSCULOS DE LA CARA Y LA EXTIRPACIÓN DE LOS SOBRANTES CUTÁNEOS Y GRASOS DE LA CARA Y EL CUELLLO.

Técnica Quirúrgica

El lifting facial se realiza bajo anestesia general y con una estancia en la clínica entre 24-48 horas, siendo valorado posteriormente el paciente en consulta hasta la finalización del proceso.
Las incisiones necesarias para realizar esta intervención transcurren por dentro del pelo, rodean el lóbulo de la oreja y ascienden por detrás de ésta hacia el cuero cabelludo. Se realizan de este modo a fin de que queden “escondidas” en el cabello y en los pliegues anterior y posterior de la oreja.

A través de estas incisiones, realizamos un despegamiento de la piel, al objeto de obtener un mayor retensado de la misma, se abordan los tejidos subyacentes a fin de recolocarlos en su posición anatómica y por último se realiza la extirpación del sobrante cutáneo aproximando suavemente la piel despegada.

lifting puig2

Postoperatorio y Evolución

– Después de la intervención aparece una ligera hinchazón de la cara y sensación de tirantez que irá disminuyendo gradualmente en unos días.

– El dolor en un lifting facial es habitualmente mínimo desapareciendo en 24-48 horas.

– Durante las visitas en la consulta se le irá informando acerca del momento de retirar los puntos y los cuidados postoperatorios adecuados.

– Es aconsejable evitar una exposición prolongada al sol durante varios meses.

 

Riesgos posibles

Como en toda intervención quirúrgica, hay unas características evolutivas específicas y unos mínimos riesgos en la misma que en todo caso son escasos.

– Hematoma. Es muy raro, en muy pocas ocasiones obliga a el drenaje del mismo.

– Defectos de cicatrización. La cara se considera una de las zonas del cuerpo con mejor cicatrización, en casos de mala cicatriz se puede actuar sobre las mismas a fin de mejorar el aspecto.

– Lesión del nervio facial. Excepcionalmente puede haber una lesión de alguna de las ramas del nervio facial, siendo por lo general transitoria.

Los riesgos, estadísticamente pequeños, son ampliamente compensados por el resultado positivo de la intervención.

Dr. Julio Puig Melo
Cirugia facial Julio Puig

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here